Con los futuros proyectos de Gas Natural al norte del país, SIMSA espera resolver problemáticas de escasez y aumento de precios.

 

De acuerdo con el gobierno de Coahuila, Sonora, Chihuahua y Durango, son contadas las empresas dentro del sector de energía y combustibles que han logrado mantenerse a la vanguardia de los nuevos retos que surgen al mercado, sabiendo aplicar correctamente las nuevas tecnologías que mejoran cada aspecto de sus plantas de producción.

 

Grupo SIMSA, a cargo de los hermanos Nesim Issa Tafich y Salomón Issa Tafich, con el objetivo de generar un cambio importante en la industria del Gas L.P, cuenta con uno de los proyectos más ambiciosos del continente; las dos nuevas plantas de Gas Natural ubicadas en los estados de Sonora y Durango.

La planta de Gas Natural Licuado llega a Hermosillo, Sonora, por parte de Grupo SIMSA y su filial Gas Natural del Noroeste. Foto: El Sol de Hermosillo.

 

Lee también: Reconocen esfuerzos logísticos y operativos de planta de gas natural en Sonora

 

Con la integración de estas dos plantas se ha fortalecido la estructura de negocios que es apoyada de la distribución del gas natural licuado. Este mismo resulta ser  más económico gracias a que al convertir el gas a su estado líquido ocupa hasta 600 veces menos espacio que en su estado gaseoso. 

Para las nuevas plantas se integró la venta y operación de los camiones Sitrak, que tienen configuración, red de distribución y soporte necesarios para ofrecer un mejor servicio. Estos camiones son los encargados de llevar el gas natural licuado para los recorridos de mayor distancia, así se garantiza el abasto del gas natural en beneficio de las empresas transportistas de carga que utilizan vehículos pesados a base de este combustible.

 

Fuentes: Crónica